martes, 10 de septiembre de 2019

Mirtha Legrand: "Pido disculpas a Mario, estuve mal"

Las críticas a Legrand tras preguntarle a Massaccesi si había sido "violado" hicieron recapacitar a la diva: "Soy una mujer respetuosa pero soy aguda preguntando", justificó Mirtha, pero luego declaró: "Soy muy censurada últimamente"
El día después de la pregunta a Mario Massaccesi que desató la polémica, llegó el pedido de disculpas, algo a lo que Mirtha se está acostumbrando tras cometer errores. La diva recibió una lluvia de críticas cuando sorprendió al invitado, periodista de El Trece, diciendole: "¿Fuiste violado?", poniéndolo en un mal momento, al aire. Por eso llegó el sentido pedido de perdón por parte la diva de los Almuerzos"Quiero pedirle disculpas a Mario, estuve mal, lo reconozco".

Pero al segundo, la conductora salió a la defensiva por el rebote mediático de su pregunta inapropiada: "En otros programas dicen cosas desagradables y no los cuestionan. En fin, ¡¡he sido muuuuy censurada últimamente!!", se quejó. Y en forma de reproche, La Chiqui resaltó: "¡Es una lástima que no señalen algunos aciertos míos!".

La diva remarcó que las críticas no se deben a su afiliación a la ideología macrista: "¿Si las críticas vienen por mi afinidad al macrismo? No, no creo. Soy yo, que estoy más aguda preguntando. Me cuidaré más en el futuro", admitió. Y remató que "yo soy una mujer respetuosa pero soy aguda preguntando. También lo son conmigo algunos noteros y periodistas".

Massaccesi también dio la cara y si bien aclaró que "a mí no me van a encontrar en el club de la pelea", dijo lo suyo: "No creo que Mirtha me invite otra vez". En el año 2015, el periodista invitado a la mesa de Chiqui le contó un secreto de un drama familiar de cuando era pequeño. Desde entonces, la diva insiste con que lo haga público. Ni la misma Mirtha sabe de qué se trata porque el periodista juró que jamás lo confesaría.

Massaccesi fue una de las personas más buscadas del medio y, sin entrar en guerra con La Chiqui con quien se incomoda cada vez que acepta la invitación a su mesa: "Estoy bien. Defiendo el derecho a la pregunta y a la no respuesta. De determinados temas no voy a hablar. No insistan con esto. Como comunicador no sé si se puede preguntar cualquier cosa. Hay que tener límites y si alguien no quiere hablar no hay que insistir".

Tras el mal momento que sufrió al aire, Massaccesi contó que se refugió en su familia y amigos con la publicación de una foto con tres personas más y la frase: "Entre nosotros no hay preguntas" en clara alusión a la pregunta desubicada de La Chiqui. El periodista insistió en el tema: "Mi familia es de oro. Y tengo amigos de oro. Me sorprendió la cantidad de profesionales y amigos que me llamaron para darme un abrazo".

No hay comentarios.:

Publicar un comentario