lunes, 2 de octubre de 2017

Crearon un botón antipánico vinculado a WhatsApp para mujeres sordas

La Superintendencia de Políticas de Género de la Policía de la Ciudad y la ONG "Sordas sin Violencia" crearon un nuevo sistema de comunicación que combina el botón antipánico con la aplicación WhatsApp para brindar asistencia a las mujeres sin audición víctimas de violencia de género.
El ministro de Justicia y Seguridad de la Ciudad, Martín Ocampo, explicó que hace dos meses la Comisionado Mayor Liliana Rubino, a cargo de la Superintendencia de Políticas de Género de la Policía de la Ciudad, junto a la ONG "Sordas sin Violencia" y la Central de Alarmas de la Policía de la Ciudad, arrancaron a trabajar en un sistema que les pudiera brindar a las mujeres sordas un sistema de comunicación frente a situaciones de violencia.
Martín Ocampo expresó: "A partir de esta apreciación y luego de varias reuniones entre las distintas áreas se estableció que las mujeres sin audición necesitaban una respuesta". Al respecto, Liliana Rubino dijo que: "con el botón antipánico el operador hablaba y ellas, al no poder escuchar, no podían establecer el vínculo necesario".
Por tal motivo se instrumentó que junto al botón antipánico, desde donde se mantiene una comunicación oral con la damnificada, se pueda también escribir un mensaje a través de la aplicación WhatsApp, y de esta manera generar un vínculo entre el operador y la víctima a través de la escritura, mientras se aguarda que el patrullero se dirija al domicilio desde donde se impartió la alerta. "Esta nueva implementación que se hizo en el aparato mantiene el sistema de geolocalización para poder encontrar a la damnificada", señaló Rubino.
Por su parte, Ester Mancera, de la Asociación Civil "Enlaces Territoriales para la Equidad de Género", amplió sobre el sistema que "la idea es generar un botón de pánico accesible para las mujeres sordas. Las mujeres utilizan el botón clásico, pero además se les habilitó una línea de WhatsApp para que ellas puedan contactarse porque es la única manera de comunicación que pueden tener".
Hasta el momento son cinco las mujeres que están recibiendo este nuevo servicio; en el caso de una urgencia, la víctima activa el botón y en simultáneo se envía un mensaje de WhatsApp que es recepcionado por un operador de la central de alarmas dando comienzo a una comunicación con la víctima.
Antes de iniciar el nuevo sistema, 25 operadores recibieron un curso por parte de integrantes de la ONG, donde se trataron los perfiles psicológicos de las víctimas con esta dificultad y el modo de comunicarse, ya que las personas sordas son monosilábicas y el lenguaje técnico pueden no comprenderlo. También se enseñará a los operadores la lengua de señas argentina con sus particularidades, su gramática y sus singularidades, para poder brindar un mejor servicio a las personas sordas.
"Estamos trabajando en un programa de capacitaciones para personas que trabajan como operadores. Es muy importante explicarles a las personas sordas el funcionamiento del botón de una forma clara, visual, modulando, escribiendo, aclarando. Que el español sea accesible y directo para la comunicación por lenguaje de señas", dijo al respecto, Mariana Reuter, de Fundasor.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario